Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Los trabajos académicos y no por ello menos impecables de El puente de los espías y La chica danesa se enfrentan a la creación del mundo imaginario de Mad Max. Cualquiera de los tres tiene sobrados méritos para este Oscar al que también concurren la recreación espacial de Marte y la ajustada dominación de los espacios naturales de El renacido que, aunque meritorios, tienen menos opciones de victoria en esta categoría.

osc2014disproduccion1

El puente de los espías

Diseño de producción: Adam Stockhausen; decorados: Rena DeAngelo y Bernhard Henrich

Atrapado entre el rodaje de El despertar de la fuerza y la preproducción de Mi amigo el gigante, el colaborador habitual de Steven Spielberg Rick Carter tuvo que dar un paso atrás y dejar el diseño de producción de El puente de los espías en manos de otro equipo. El elegido fue Adam Stockhausen (3 nominaciones, 1 oscar), uno de los profesionales más solicitados tras sus impecables trabajos en Moonrise Kingdom, 12 años de esclavitud o El Gran Hotel Budapest, que le valió el Oscar. Una parte importante del rodaje se desarrolló en as localizaciones de Nueva York y diferentes ciudades de Polonia elegidas para revivir el Berlín de los años 50, que requirieron no pocos esfuerzos para recrear en ellas el look de la época. Para los interiores, Stockhausen trabajó con Rena DeAngelo en EEUU y Bernhard Henrich en Europa (primera nominación para ambos), que construyeron estancias enteras y adaptaron otras preexistentes. Una de las claves del trabajo en El puente de los espías fue el color, para lo que el equipo de ambientadores tuvo que ponerse en perfecta sintonía con la diseñadora de vestuario Kasia Walicka-Maimone y el director de fotografía Janusz Kaminski, aunque ninguno de ellos ha logrado la nominación.

osc2014disproduccion2

La chica danesa

Diseño de producción: Eve Stewart; decorados: Michael Standish

La británica Eve Stewart (4 nominaciones), que ha estado en todas las películas de Tom Hooper, basó su trabajo para La chica danesa en la investigación sobre los personajes reales de la historia, Lili Elbe y Gerda Wegener, visitó el hospital de Dresde donde le trataron y se fijó en las pinturas de ambos  y también de otros artistas escandinavos contemporáneos como Hammershøi, que pintó muchos interiores prestando especial atención a la arquitectura. De la mano del decorador Michael Standish (primera nominación) Stewart recreó todos los espacios donde se desarrolla la trama, confiriéndoles esa sensación de estar siempre dentro de un cuadro. Uno de los mayores retos de la producción fue hacer que el puerto histórico de Copenhague retrocediera en el tiempo para lo que lograron reunir una auténtica flotilla de navíos pesqueros históricos que por un día regresaron al corazón de la capital danesa.

osc2014disproduccion3

Mad Max: Furia en la carretera

Diseño de producción: Colin Gibson; decorados: Lisa Thompson

Colaborador de George Miller en las dos entregas de Babe, el cerdito valiente, Colin Gibson (primera nominación) ya tuvo ocasión de embarcarse en el tercera entrega de la trilogía original de Mad Max, pero el reciente nacimiento de su hijo le impidió aceptar aquel encargo. Para Mad Max: Furia en la carretera Gibson aceptó el reto de Miller: no sólo debía parecer real sino serlo. El trabajo exigía la creación junto a la decoradora Lisa Thompson (primera nominación) de todo un universo propio, en el que hay diferentes ciudades y localizaciones, distintos paisajes, cada uno con sus texturas y sus colores. Y luego, por supuesto, estaban los coches. Gibson ya había tenido su primera experiencia con el diseño de vehículos en Las aventuras de Priscilla, reina del desierto, pero esta ocasión requería un trabajo mucho mayor y aún más creativo. Empezaron por recorrer todos los desguaces de Australia en busca de coches icónicos, que aportaran su granito de arena a la narración visual de la película. En total se fabricaron 150 coches aunque en la película sólo aparecen 88.

osc2014disproduccion4

Marte (The Martian)

Diseño de producción: Arthur Max; decorados: Celia Bobak

De las 13 películas que figuran en el curriculum de Arthur Max (3 nominaciones), 11 son producciones de Ridley Scott. Así que no cabía otra opción cuando el veterano director decidió lanzarse a la aventura de poner imágenes al bestseller de Andy Weir El marciano. Junto a la decoradora Celia Bobak (2 nominaciones) realizaron un amplio trabajo de colaboración con la NASA para la recreación de muchos espacios y conceptos, unas veces reconstruyéndolos con total fidelidad y otras simplemente basándose en sus elementos más característicos para servir mejor a la narración, como por ejemplo el vehículo explorador con el que Matt Damon se desplaza por la superficie de Marte, que sólo comparte con el original los colores de los elementos que lo componen y el volante. Pero si hace dos años Gravity, con su despliegue de naves y artilugios, no logró el Oscar, tampoco parece que Marte pueda conseguirlo esta vez.

osc2014disproduccion5

El renacido

Diseño de producción: Jack Fisk; decorados: Hamish Purdy

El trabajo de Jack Fisk (2 nominaciones) en El renacido es la prueba de el trabajo del diseñador de producción va mucho más allá de los interiores de la película. La cinta de Iñárritu está rodada íntegramente en localizaciones y en ellas Fisk y el decorador Hamish Purdy (primera nominación) construyeron cada poblado y levantaron cada campamento. Todo lo que se muestra en la película es real: las balsas, las hogueras, los sacos de dormir, las armas y las fortificaciones. El equipo trabajó durante meses en los espacios naturales, primero en Canadá y luego, cuando las condiciones meteorológicas obligaron a buscar otros parajes, en Argentina. Aún así, la complejidad del trabajo de este equipo está un escalón por debajo del resto de candidatos.

Ganará: Mad Max: Furia en la carretera
Debería ganar: Mad Max: Furia en la carretera
Molaría que ganara: Mad Max: Furia en la carretera