Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.
Empecemos por lo que ya se ha estrenado. Los mundos de Coraline, dirigida por Henry Selick, responsable de Pesadilla antes de Navidad y James y el melocotón gigante, cuenta la historia de una niña que descubre un mundo paralelo a través de una puerta en su habitación. Coraline es un exitazo de crítica, la cual destaca la fuerza visual y su carácter marcadamente oscuro. Rescata la técnica stop motion pero combinada con su visión en IMAX, propuesta inédita hasta el momento. Selick demuestra que el mérito de Pesadilla no fue sólo de Tim Burton. Por tanto, empezamos el año con una favorita al Oscar de animación. Y hablando de Oscars, estamos ante unos decorados absolutamente impresionantes y merecedores de una estuilla. 

De todas formas, mucho tendrá que batallar Selick por ese Oscar porque el 2009 es la vuelta de la Disney al gran cine en 2D. La princesa y la rana, dirigida por los responsables de Aladdín, es la primera producción del departamento de animación tradicional bajo la responsabilidad de John Lasseter y encargada de la titánica responsabilidad de reflotar la estrategia de la compañía. Para ello han querido apostar sobre seguro (cuento costumbrista+princesa) pero con un toque moderno (la primera protagonista Disney afroamericana). Ambientada en Nueva Orleans, el cuento del príncipe convertido en rana contará con música de Randy Newman. Su estreno en EEUU está previsto para el 25 de diciembre. Recientemente se ha filtrado que sus responsables adelantarían el estreno dos semanas por miedo a que la descalabre en la taquilla el Sherlock Holmes de Guy Ritchie, protagonizado por Robert Downey Jr. y Jude Law. Y es que hay mucho miedo porque esta cinta no supere las expectativas.

Precisamente contra Tim Burton, Henry Selick puede disputar ese Oscar ya que el estrambótico director produce 9, dirigida por Shane Acker, y basada en un corto que ya fue nominado al Oscar. La película utilizará técnicas CGI pero simulando stop-motion, un efecto que el propio Burton ha calificado de “cautivadoramente hermoso”. 9 tiene lugar en un mundo paralelo en el que el legado de la humanidad se ve amenazado. Un grupo de sabios integrado por muñecos de trapo encuentran en uno de ellos las dotes para sobrevivir en su existencia apocalíptica. Un fascinante estilo visual, mucha acción y una factura técnica impresionante son las grandes bazas de esta cinta que se estrena el 9 de septiembre y que, como no, tendrá música de Danny Elfman.

Ahora démosle un toque oriental. Astro Boy, la adaptación americana del personaje de Osamu Tezuka llegará a las pantallas el 23 de octubre. Eso, si los rumores de problemas financieros no retrasan el proyecto. Producida por la factoría Imagi Animation Studios tenemos dudas sobre si será una gran película pero no cabe duda de que muy probablemente sea un taquillazo. Y no nos vamos de Oriente porque para este año también se prevé el estreno (por fin!) de Ponyo en el acantilado del mar, la nueva obra maestra de Miyazaki de la que yo ya pude disfrutar en Japón. La tierna historia de un niño y su relación con una princesa pez supone la vuelta del maestro al cine más infantil y que mejores resultados le dio. Con una maravillosa música de Joe Hisaishi, supone uno de los mejores estrenos del año aunque sin llegar al nivel de excelencia de El viaje de Chihiro o La princesa Mononoke. La anterior producción del Studio Ghibli, Cuentos de Terramar, una soberbia y adulta película que los japoneses no supieron entender, sigue esperando su estreno en EEUU por problemas de derechos de propiedad.
La reina Pixar no podía faltar tampoco. Up está dirigida por Pete Docter (Mostruos S.A. de la que se rumorea preparan secuela). Cuenta la afable aventura de un anciano que se decide a cumplir el sueño de su difunta mujer de explorar la naturaleza latinoamericana. Por ahora, hemos podido ver varios posters, clips y storyboards. Sin embargo, son los 45 minutos mostrados en varios eventos y festivales de animación los que han disparado las expectativas. Todos los periodistas que la han visto dicen que Pixar lo ha vuelto a conseguir creando una historia muy emotiva. Se estrena el 29 de mayo y será la primera producción del estudio que se pueda ver en 3D digital.

Dreamworks, la gran rival de Pixar estos años, también saca película. La compañía de Jeffrey Katzenberg, más preocupada en la rentabilidad de sus proyectos que en hacer buenas películas, lleva arrastrando una etiqueta de”animación ligera y prescindible” de la que parece haberse desquitado con Kung Fu PandaMonstruos contra alienígenas, en clave de humor, es la apuesta de la compañía para hacernos reir y fascinarnos también en una sala 3D. Una parodia en toda regla de las películas de monstruos de antaño. Veremos porque parece ser que sólo saben copiar (Hormigaz, El espantatiburones) o parodiar (Shrek). A ver cuando empiezan a hacer algo original.
Por último, no podía faltar Robert Zemeckis, responsable de la filmación humana reconvertida en animación en Beowulf y Polar Express (que tan buenos resultados le dio en los Oscar). Este año regresa con Un cuento de Navidad, protagonizada por Jim Carrey (El grinch) que interpretará varios papeles. Se estrenará el 6 de noviembre.
A todos estos estrenos además hay que sumarles otros como  la tercera entrega de La edad de hielo, El origen de los dinosaurios, una producción hispano-inglesa, Planeta 51 y la secuela de Alvin y las ardillas.

Ahora que la animación ha conseguido ser tomada en serio gracias a Pixar parece inevitable la apuesta general por invertir en este campo. Sin duda, la más arriesgada e importante es la de la Walt Disney cuyo renacimiento anterior sólo duró 10 años pero nos dio varios de los títulos más clásicos de la animación actual (La bella y la bestia, El rey león). Ahora, con este tirón y con John Lasseter al mando quieren llevar a cabo un segundo renacimiento que combine la animación en 3D (Pixar) con la 2D (Disney) de forma que de las primeras habría una cada año y de las segundas una cada dos años y medio. El próximo año, y confiando en la suerte de La princesa y la rana, estrenarán Rapunzel, concebida para ser la mejor película animada de la historia y el punto de referencia del cine Disney. Ya adelantamos en TÍO OSCAR que Alan Menken volvería con esta cinta a componer sus aclamados musicales. A ésta le seguirá El rey de los elfos, cuyo estreno se prevé para 2011. Últimamente son demasiados los rumores sobre la continuación del proyecto cancelado La reina de las nieves, que Menken se muere por musicar, y que Lasseter quiere ver terminada en 2012. Pixar por su parte, ha dado luz a Toy Story 3 (2010), Newt (2011), El oso y el arco (2011) y la secuela de Cars (2012).