Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.
El nombramiento de la oscarizada diseñadora de vestuario trata de cerrar la enésima crisis de la institución

La figurinista Yvonne Blake ha sido elegida hoy presidenta de la Academia en el transcurso de la Asamblea General que se ha celebrado en la sede de la institución. Blake presidía en funciones la institución desde la dimisión de Antonio Resines el pasado julio.

La nueva terna presidencial está formada por Blake, el director y guionista Mariano Barroso como vicepresidente primero y la actriz Nora Navas como vicepresidenta segunda.

El recuento de votos se ha cerrado con la participación de 248 académicos, entre ellos 193 han votado a favor y 50 en contra. También se han contabilizado 3 votos en blanco y 2 votos nulos. Una participación muy baja, teniendo en cuanta que el número total de miembros de la Academia ronda los 1.180.

La enésima crisis de la Academia se desencadenó cuando Resines y su equipo fueron puestos en tela de juicio por la Junta Directiva, en un delicado equilibrio de poder institucional que se ha demostrado inestable. La institución cuenta con varios poderes: la Junta, integrada por representantes de cada gremio profesional en elecciones sectoriales; la presidencia, integrada por tres personas y elegida por sufragio universal de los academicos; y el director general, un gestor escogido por la Junta pero que debe de trabajar codo con codo con el presidente.

El último director general de la Academia ha sido Porfirio Enríquez, histórico miembro de la Junta Directiva en representación de los directores de fotografía, que se blindó en el cargo por un contrato que preveía una indemnización millonaria si era cesado anticipadamente en el cargo. Quien en un principio había sido elegido para asegurar la sintonía con la Junta terminó siendo un problema para esta, al entender que estaba trabajando de espaldas a ella. Tras la dimisión de Resines, Enriquez fue finalmente cesado.

Al comparecer tras la Asamblea, Blake ha reconocido los problemas de comunicación entre Resines, Enríquez y la Junta Directiva, a la que ella pertenece desde hace años. “El presidente y director anteriores han tomado decisiones sin informar a la Junta, aunque Resines ha tenido buenas ideas”. Y añade: “Resines nos ha acusado de no dejarle hacer lo que quería, pero es que no nos había contado lo que quería”.

El principal caballo de batalla fue la financiación de los Premios Goya, sobre los que ha asegurado: “La última presidencia ha sido a veces extravagante con un dinero que no tenían”. Así las cosas, la próxima edición “será más sobria: tenemos un presupuesto menor y queremos hacer algo más fresco”.

Ganadora de un Oscar

Yvonne Blake (Manchester 1938) es una figurinista española de origen inglés, ganadora de cuatro Premios Goya y un Oscar de la Academia, galardonada asimismo en 2012 con el Premio Nacional de la Cinematografía.

Ha trabajado con directores como Francois Truffaut, Albert Finney, Richard Quine, John Sturges, Richard Donner, Paul Verhoeven, Mark Rydell, Peter Bogdanovich, Milos Forman, Richard Lester o Al Pacino. También españoles, como Gonzalo Suárez, Vicente Aranda o Jaime Chávarri, vistiendo siempre a grandes estrellas, como Marlon Brando, Audrey Hepburn, Ava Gardner, Robert de Niro, Sean Connery o Elisabeth Taylor en títulos tan memorables como Robin y Marian, Fahrenheit 451, Jesucristo Superstar, Superman o Looking for Richard.

Blake ha ganado cuatro Goyas por Remando al viento, de Gonzalo Suárez; Canción de cuna, de José Luis Garci; Carmen, de Vicente Aranda; y El Puente de San Luis Rey, de Mary McGuckian. Ganó un Oscar de Hollywood al mejor diseño de vestuario por Nicolás y Alejandra (1971) de Franklin J. Shaffner y volvió a ser candidata en 1976 por Los cuatro mosqueteros de Richard Lester. Tiene otras dos candidaturas al Emmy y a los Bafta.