Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

El jurado de esta edición del Festival de Málaga ha estado tan desacertado como cualquier otro: en vez de poner las cosas en su sitio, coronando el palmarés con la única gran película de esta edición, La próxima piel, ha tenido la ocurrencia de relegarla a segunda posición y apostar por la prácticamente amateur Callback, el tercer intento de Carles Torras de llevarse la Biznaga tras las inolvidables –y no por las razones correctas– Trash y Open 24.

Torras ha logrado en su nueva película depurar su estilo tan seco como pretencioso y rodar una historia cien veces vista sobre un personaje desarraigado e inquietante al que su vida se le va de las manos y termina a sartenazos y martillazos con las personas de su entorno. Una cinta rodada sin los medios suficientes y, sobre todo, incapaz de trascender a sus referentes Taxi Driver o Henry, retrato de un asesino, por sólo mencionar las más obvias, que también estaban ya muy presentes en Open 24. Si el jurado quería destacar su insistencia –o cabezonería– un Premio Especial iba de sobra. Pero no: además de la Biznaga de Oro a la mejor película le ha caído mejor actor para el excesivamente escueto Martín Bacigalupo, y mejor guión, trabajo a cuatro manos de Bacigalupo y Torras que bien hubiera necesitado dos más para crecer hasta algo más consistente.

En cambio, La propera pell (La próxima piel), sin duda la mejor película de la sección oficial, se ha tenido que conformar con el Premio Especial, el de mejor dirección para el tándem Isaki Lacuesta e Isa Campo, y actriz para la siempre sensacional Emma Suárez, además del premio al mejor montaje. Pero no es suficiente: suya debía ser la Biznaga de Oro, además de merecer también la de actor para el extraordinario trabajo de Alex Monner, un actor fetiche para el Festival, que debería de recibir más atención.

El palmarés deja muy poco espacio para otras cintas. La argentina Kóblic ha logrado los de actor de reparto para Óscar Martínez, que está sensacional en su papel de policía embrutecido, y fotografía en un ex aequo con Quatretondeta, que se lleva también una honrosa Mención Especial.

Prácticamente nada para la arriesgada aproximación en forma de musical al drama de los desahucios que propone Cerca de tu casa: tan sólo el obvio galardón mejor música para la cantante catalana y protagonista de la cinta Silvia Pérez Cruz. Y nada para El rey tuerto, una cinta que peca de excesiva teatralidad pero que bien hubiera merecido aparecer en algún renglón del cuadro de honor.

Otro año será.

> MÁLAGA 2016: Palmarés completo del 19 Festival de Málaga