Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.
"I'm not there tiene mucho peligro. Es una película que abruma, irrita, impresiona, desconcierta. Cuando uno se aleja del cine y cree haberse librado de ella, muerde a traición en la nuca. La obra de Todd Haynes sobre l...

Cate Blanchett en 'I'm Not There'

"I'm not there tiene mucho peligro. Es una película que abruma,
irrita, impresiona, desconcierta. Cuando uno se aleja del cine y cree
haberse librado de ella, muerde a traición en la nuca. La obra de Todd
Haynes sobre las múltiples vidas de Bob Dylan (e, inevitablemente,
sobre los tormentos del alma americana) es lo más fascinante, singular
y difícil que se ha visto en la Mostra de Venecia. Cate Blanchett, una
de las identidades dylanianas, irrumpe como candidata al Premio de
Interpretación Femenina.

(… ) Cate Blanchett [es] el único Bob Dylan reconocible en la película.
Blanchett encarna al Dylan andrógino, surrealista, impertinente,
politoxicómano y eléctrico de 1966. Y es más Dylan que Dylan. Está estupenda."

Enric González, en El País