Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

'El solista'

Hoy es lunes 23 de febrero de 2009. Aquí comienza una nueva temporada de premios. Vayamos familiarizándonos con los nuevos títulos: Avatar, The Human Factor, Up, Amelia, Green Zone, Nine, Shutter Island, Brothers, The Lovely Bones, Biutiful, y, claro, Ágora y Los abrazos rotos. Son algunos de los largometrajes que los estudios están preparando para el próximo otoño y, sobre todo, para los Oscars.

Esta nueva temporada nos trae los nuevos proyectos de tres grandes maestros: Francis Ford Coppola, Martin Scorsese y Clint Eastwood. El primero es bien conocido por los aficionados españoles: Tetro, filmada en Argentina, está protagonizada por Maribel Verdú y Carmen Maura. Poco se sabe de su trama, pero habrá que esperar por si al maestro Coppola no le ha salido una pieza demasiado rara y es capaz de volver a conectar con la Academia. Scorsese, que ya tiene su Oscar, estrenará Shutter Island, de nuevo protagonizada por Leonardo DiCaprio en la que interpreta a un agente federal que investiga el paradero de un asesino en serie que ha huido del manicomio. Eastwood, que está a rodando a un ritmo que ni Woody Allen, llegará en Navidades con The Human Factor, su largo tiempo acariciado proyecto sobre Nelson Mandela con Morgan Freeman (¿primer serio favorito al mejor actor?) y Matt Damon.

Damon, por cierto, tiene otras dos películas a las que merece las pena no perder de vista. Green Zone, de Paul Greengrass, un director al que el Oscar lleva merodeando cierto tiempo, desde su inesperada candidatura por United 93 y la finalmente frustrada de El ultimátum de Bourne. Con guión del gran Brian Helgeland, reúne a dos agentes de la CIA y un periodista a la búsqueda de armas de destrucción masiva. La segunda es otro thriller, The Informant, de Steven Soderbergh. Se estrena en septiembre, demasiado pronto para considerarla una contendiente seria. Lo mismo le pasa a Malditos bastardos, la nueva de Quentin Tarantino, que parece haber perdido su capacidad para epatar al público. Aunque para misterio, lo que habrá hecho Guy Ritchie con su nueva aproximación al personaje de Sherlock Holmes.

Pero si de fechas se trata, el duelo más interesante se anuncia allá para Navidad, cuando las pantallas reciban dos de las cintas más caras y esperadas del año: Avatar, de James Cameron; y The Lovely Bones, de Peter Jackson. Ambos largometrajes marcan el regreso de dos directores que han ganado 11 Oscars de una atacada, pero tienen muy poco que ver entre sí. Cameron, sin estrenar nada desde Titanic (1997), ha escrito una aventura futurista sobre un grupo de humanos atrapado en una guerra de un planeta lejano. Jackson regresa al drama con la historia de una joven asesinada que vela por su familia y también por su asesino desde el más allá.

Otros melodramas a tener en cuenta: Amelia, en la que la india Mira Fair narra la vida de Amelia Earthart, una de las primeras mujeres piloto y que desapareció sobre el Pacífico cuando intentaba la vuelta al mundo. La encarna Hilary Swank. Brothers, de Jim Sheridan, remake de una película sueca en la que un hombre cuida de la mujer de su hermano cuado éste desaparece en la guerra de Afganistán. Sheridan también está trabajando en Black Mass, pero no está claro si la dejarán ya para 2010; Taking Woodstock, en la que Ang Lee observa al hijo de los dueños de un hotel cercano a donde se celebró el mítico festival descubrir el movimiento hippie. The Soloist, de Joe Wright, aplazada un año (estaba prevista para el pasado diciembre) y que cuenta la verdadera historia de un violonchelista vagabundo y su amistad con un periodista que trata de ayudarle a salir del arroyo. The Road, de John Hillcoat, otra cinta heredada del año anterior, con forma de cuento moral protagonizada por Viggo Mortensen. Y Julie & Julia, de Nora Ephron, en la que vuelen a coincidir Meryl Streep y Amy Adams para reconstruir la vida de Julia Child, la autora del libro de cocina más vendido en EE UU.

Por si todo esto se les hace un poco espeso, añdamos música: Nine, el musical con el que Antonio Banderas debutó en Broadway, llega a los cines filmado por el equipo de Chicago y con el reparto más impresionante del año: Daniel Day-Lewis, Marion Cotillard, Penélope Cruz, Nicole Kidman, Judi Dench, Kate Hudson y Sophia Loren. Es ya una de las grandes favoritas de la carrera.

Y, si todo va bien, volverá a haber protagonistas españoles en los Oscar. Con Biutiful, que el mexicano Alejandro González Iñárrtiu ultima en Barcelona, con Javier Bardem, Rubén Ochandiano y Eduard Fernández. Con Ágora, en la que Alejandro Amenábar da un nuevo quiebro a su carrera para recuperar el cine de romanos en una cinta tremendamente prometedora que protagoniza Rachel Weisz. Y, claro, con Los abrazos rotos, la nueva película de Pedro Almodóvar, que en Estados Unidos ya esperan como agua de mayo, aunque se estrene en noviembre. Será la nueva ocasión para Penélope Cruz, pero también para el propio director y guionista.

Unas últimas palabras para el cine de animación. Ya está en las salas Los mundos de Coraline, con una espléndida acogida. En verano llega Up, la siguiente maravilla de Pixar. Y en otoño Fantastic Mr. Fox, dirigida por Wes Anderson sobre un libro de Roald Dahl.

> PUNTO DE MIRA 2009: Todas las películas que competirán el año que viene