Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.
Ahora que se acercan las grandes ceremonias de entrega de premios, es el momento de preguntarse cómo va a afectarles la huelga de los guionistas de Estados Unidos. El sindicato ha otorgado una dispensa a la gala de los premios del gremio de...

Ahora que se acercan las grandes ceremonias de entrega de premios, es
el momento de preguntarse cómo va a afectarles la huelga de los
guionistas de Estados Unidos. El sindicato ha otorgado una dispensa a
la gala de los premios del gremio de actores (SAG) en agradecimiento al
gran apoyo que los intérpretes están concediendo a sus
reivindicaciones. Los Globos de Oro, cuyas nominaciones se anuncian
mañana. ya han pedido otra dispensa para ellos, pero por ahora no han
recibido respuesta, informa hoy Variety.

Es más, este diario cree que improbable que se la concedan. Tampoco entra dentro de los cálculos posibles que se cancele la celebración de esta ceremonia o la de los Oscar si para entonces aún dura la huelga (y no tiene visos de solución a corto plazo) pues tanto los organizadores como las cadenas de televisión han invertido ya demasiado dinero como para detener la maquinaria.

La pregunta entonces es con qué guión se van a celebrar estas galas. Si llegados los Oscar los paros aún no han terminado, ¿se atreverá Jon Stewart a escribirse unos textos arriesgándose a la guerra abierta con los guionistas que necesita para su programa diario? Y más aún, ¿qué actores se van a atrever a cruzar los piquetes para entrar en el teatro Kodak? ¿Algún cómico aceptaría el encargo de salir a presentar un premio improvisando un par de chistes?

Si el Writers Guild y los estudios no llegan pronto a un acuerdo, se anuncia una temporada de premios muy agitada.