Dos recién llegados se enfrentarán a cuatro sospechosos habituales en la categoría de mejor actor de reparto en comedia en la ceremonia de la noche del 22. Tras haber ganado este premio ya en dos ocasiones, incluyendo el año pasado, Eric Stonestreet de Modern Family no ha sido nominado esta vez. Todo parece apuntar a que volverá a ganar Burrell como ya hizo hace dos ediciones, pero ¿debería recaer el honor en algún otro de sus compañeros de reparto esta vez?

Adam Driver por 'Girls'Adam Driver
por Girls

El joven y altísimo exmilitar que apenas lleva un lustro trabajando en la industria del cine y la televisión es finalmente (y merecidamente) el único miembro del reparto de Girls, aparte de Lena Dunham, que ha conseguido colarse en las nominaciones a los Emmy de este año. Driver logra dotar a su personaje de vulnerabilidad a pesar de contar con un físico imponente. En ‘It’s back’ debe lidiar con su ruptura con Hannah (Dunham) y con su alcoholismo. Auna neurosis y masculinidad en su monólogo de la reunión de AA e irradia naturalidad en la cita a ciegas que tiene después. Dunham demuestra que, a pesar de todos sus fallos, sabe respetar a sus personajes masculinos y Driver aprovecha un personaje bombón que despierta las simpatías del espectador. Si el 22 es la noche en que acaba la hegemonía de Modern Family en esta categoría, este actor es el que más papeletas tiene para dar la sorpresa.

Jesse Tyler Ferguson por 'Modern Family'Jesse Tyler Ferguson
por Modern Family

Cuarta nominación consecutiva para Ferguson, que siempre parece quedarse a la sombra de sus compañeros de reparto por el simple hecho de que su personaje es menos estrambótico. Pero en el episodio que ha propuesto este año, ‘The wow factor’, aunque son Stonestreet y Bowen los que llevan la trama principal, Ferguson está brillante en la suya, queriendo quitarse una espinita clavada desde hace muchos años, cuando él era maltratado en el colegio por abusones. Ahora ve cómo su hija sufre los mismos desprecios que él, pero se le va la mano al intentar defenderla. El actor saca su lado más payaso al intentar humillar a un niño de 6 años ante la crítica mirada del resto de padres. ¿Considerarán los votantes que su aportación este año es mejor que la de sus compañeros?

Ed O'Neill por 'Modern Family'Ed O’Neill
por Modern Family

Ésta es la tercera nominación de O’Neill a un Emmy, ya que se le escapó en la primera temporada de Modern Family. Doble nominado al Globo de Oro hace dos décadas por esa serie de culto que fue Matrimonio con hijos, su Jay, el patriarca de los Pritchett, ha ido logrando una relación más fluída con el resto de los personajes, pasando de ser el típico estereotipo de hombre cascarrabias a mostrar dudas e inseguridades. Lástima que en ‘Bringing up baby’ no podamos disfrutar demasiado de él cuando en su 65 cumpleaños su yerno Phil (Burrell) le “rapta” con sus amigos para llevárselo de pesca. Tenemos que esperar hasta la última secuencia, cuando su mujer le da una noticia inesperada, para presenciar un momento lleno de ternura que es el que podría brindarle un Emmy. Pero nos tememos que es insuficiente para ganar este año.

Ty Burrell por 'Modern Family'Ty Burrell
por Modern Family

Burrell domina el timing cómico como pocos, lo que le ha reportado cuatro nominaciones por cada una de las temporadas de Modern Family, alzándose con el premio hace dos ediciones. En ‘Mistery Date’, que es screwball comedy en estado puro, una sucesión de equívocos hace que Phil conozca a un amigo de Cam en el gimnasio y le invite a casa a ver un partido mientras su familia está fuera… sin saber que el hombre, interpretado con gracia por Matthew Broderick, es gay. Burrell vuelve a ofrecernos a un Phil bonachón y con pocas luces que nunca se da cuenta de lo que está pasando. Sólo por la cara que se le queda cuando se despide de Broderick seguramente se lleve el Emmy de nuevo este año.

Bill Hader por 'Saturday Night Live'Bill Hader
por Saturday Night Live

Hader lleva ya ocho años participando en el famoso programa de sketches y variedades Saturday Night Live, consiguiendo su segunda nominación consecutiva este año, siguiendo la estela de otras intérpretes del programa que ya fueron nominadas durante el último lustro como Amy Poehler y Kristen Wiig. El primer programa de la temporada pasada contó con el que más tarde sería presentador en los Oscar, Seth MacFarlane, pero Hader tan sólo tiene dos ocasiones de lucimiento: una parodia (bastante graciosa) de Clint Eastwood y un divertido sketch con marionetas. Ni siquiera aparece en esta ocasión su conocido personaje Stefon. Es evidente que Hader aporta el componente más loco e imprevisible en el elenco de SNL pero no parece que vaya a ser suficiente para ganar.

EmmySecundarioComediaHale-cropTony Hale
por Veep

Esta es la primera nominación para Hale que, tras un comienzo de carrera dudoso, conoció el éxito gracias a su papel de Buster en Arrested Development, aquel desquiciado hijo menor totalmente dependiente de su madre. Curiosamente nunca fue premiado por ese papel y este año que podría haber sido candidato tras la recuperación de la serie por parte de Netflix decidió presentarse por Veep. Quizá el actor confió más en el pedigrí de la HBO, pero el caso es que la jugada le ha salido a pedir de boca. Lástima que su Gary Walsh, uno de los asistentes personales de la vicepresidenta (Louis-Dreyfus) no aporte nada nuevo. Es igual de inseguro y débil que Buster al necesitar constantemente de reafirmación externa. En ‘Running’ parece contar con la participación de su jefa en el aniversario de sus padres, para darse cuenta finalmente que ella sólo aceptó por estar bajo los efectos de un medicamento. Tampoco parece ser el nominado con más posibilidades de aguarle el premio a Modern Family.

Ganará: Ty Burrell por Modern Family
Debería ganar: Ty Burrell por Modern Family