Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Látex, pinceles, horquillas y postizos son indispensables para la caracterización de los personajes en una película. Este año, la reducida lista de nominadas al mejor maquillaje incluyen dos recreaciones de personajes históricos reales y una precuela de la saga espacial que más aficionados ha reunido a lo largo de varias generaciones. Puede sorprender que se hayan caído de la lista final El imaginario del Doctor Parnassus o District 9, y parece que hay una clara ganadora, pero las tres películas que compiten tienen méritos de sobra para estar ahí. Las tres representan lo que este tipo de trabajo puede dar de sí: prótesis que se transforman con la edad, creaciones fantasiosas que representan seres de otros mundos y estudios rigurosos y detallados de una época que se dibuja con muchos matices.

OSCATLÓN 2009: Mejor maquillaje

Aldo Signoretti y Vittorio Sodano por
Il divo

Como dice el peluquero Aldo Signoretti: “No es fácil. No se trata de glamour, es algo mucho más sutil. Son personas que hemos estado viendo en televisión todos los días, así que los personajes deben ser reconocibles. En cierto modo, cuenta 50 años de la historia de Italia”. El actor Toni Servillo se transforma en el político italiano Giulio Andreotti, aún vivo, bajo finas prótesis faciales de silicona que reflejan los cambios que va sufriendo su rostro a lo largo de 50 años, aunque ciertamente el resultado no es tan fiel como cabría esperar. Tuvieron más problemas para caracterizar a la actriz que da vida a la mujer de Andreotti, después de que ésta se quejase porque se parecía a su abuela. Para hacerla más creíble, aplicaron pequeñas transferencias de silicona bajo los ojos y en el cuello, y una novedosa mezcla de silicona líquida con disolvente que pintaban con aerógrafo y secaban pacientemente con un secador de mano. Para aparentar el envejecimiento, mezclaron la pintura del aerógrafo con silicona líquida; al secarse, los bordes de las transferencias desaparecían completamente. Tanto Signoretti como Sodano estuvieron nominados anteriormente por Apocalypto (2007), y Signoretti por Moulin Rouge! (2002).

OSCATLÓN 2009: Mejor maquillaje

Barney Burman, Mindy Hall y Joel Harlow por
Star Trek

La ingente tarea del maquillaje para Star Trek, que tenía que hacerse en muy poco tiempo (un trabajo de seis meses tenía que estar terminado en 13 semanas) y con un presupuesto no demasiado holgado, obligó a dividir las tareas de maquillaje, con lo que Burman se encargó de la mayoría de los alienígenas y Joel Harlow se ocupó de caracterizar a Nero y los romulanos, los vulcanianos y los klingons. Debido al carácter exigente del director, todas las prótesis se hicieron en silicona, que proporcionaba la translucidez necesaria, y el pelo tuvo que ponerse a mano, todo ello para permitir los primerísimos planos a los que J.J. Abrams es tan aficionado. Además, el nuevo diseño de maquillaje tenía que ser coherente con el de la serie original para no causar rechazo entre el público más fiel, pero también tenía que tener un toque mucho más contemporáneo y acabado para atraer al público no familiarizado con la saga. Destaca el esfuerzo por hacer que Zachary Quinto pareciese de verdad un Spock joven, potenciando su parecido natural con Leonard Nimoy, y el creíble romulano Nero (Eric Bana). Ninguno de los nominados por esta película lo ha estado en anteriores ediciones. Los últimos trabajos de Burman incluyen Valkiria y Tropic Thunder; los de Mindy Hall, World Trade Center y El exorcismo de Emily Rose; y los de Joel Harlow, Piratas del Caribe y la serie Mad Men.

 

OSCATLÓN 2009: Mejor maquillaje

Jon Henry Gordon y Jenny Shircore por
La reina Victoria

La veterana diseñadora de maquillaje, que ganó un Oscar por Elizabeth (1998), y cuyos trabajos recientes más llamativos incluyen El fantasma de la ópera, Vanity Fair y La joven de la perla, tuvo que recrear en esta ocasión el mundo de otra monarca británica y los personajes que la rodeaban, todos ellos muy conocidos, como el Príncipe Albert y el Duque de Wellington, que tenía una enorme nariz aguileña y pobladas cejas negras. Pero es quizá el trabajo del peluquero Jon Henry Gordon, que ya trabajó con Shircore en las películas mencionadas anteriormente, el que llama más la atención, por el riguroso estudio de las modas de aquel periodo para cada uno de los personajes según su estatus social y ocupación. Se agradece la inclusión entre las nominadas de una película de época, que exige un trabajo de maquillaje distinto y en muchas ocasiones no tan aclamado como el que requieren las películas de fantasía o de ciencia-ficción.
Ganará: Star TrekDebería ganar: Star Trek

Tu quiniela: