GOYATLÓN 2012: Actriz de reparto

GOYATLÓN 2011: Actriz de reparto

Un año más, TÍO OSCAR arranca aquí su análisis a los nominados de los Goya de esta edición, categoría por categoría. Nuestra primera parada es en la categoría de mejor actriz de reparto, donde repiten dos de las candidatas del año anterior en el mismo apartado: Ana Wagener y Pilar López de Ayala. El cuarteto lo completan Maribel Verdú y Goya Toledo.

{youtubejw width=”600″ height=”369″ img=”goyatlon/2011/actrizreparto1.jpg”}_-Nywc_IMKU{/youtubejw}

Maribel Verdú por De tu ventana a la mía

María Pérez
Maribel Verdú está en la actualidad entre las actrices más prestigiosas de nuestro cine, un prestigio que ha conseguido a base de elegir papeles intensos y difíciles sin importarle el tamaño de la película. Y es un hecho que es una actriz muy querida dentro del mundo del cine, un cariño que se ha materializado en premios y nominaciones, como las ocho que cuenta en los Goya (un premio que ganó en 2008 por Siete mesas de billar francés, de Gracia Querejeta). Este año, la nominación le llega por su papel de Inés en De tu ventana a la mía, de la debutante Paula Ortiz (también nominada en la categoría de dirección novel), y, aunque está nominada como actriz de reparto, es uno de los tres pilares en los que se apoya la película, que son las tres actrices que se reparten el protagonismo (las otras dos son Leticia Dolera y Luisa Gavasa). Inés es una mujer de mediana edad que lucha contra el machismo imperante en una agobiante sociedad rural y Maribel sabe sobreponerse a un guión pretencioso y tópico y una historia inverosímil para ofrecer una interpretación cargada de humanidad y gracia.

{youtubejw width=”600″ height=”369″ img=”goyatlon/2011/actrizreparto2.jpg”}zXW32nH-u3M{/youtubejw}

Pilar López de Ayala por Intruders

Pablo López
Pilar López de Ayala repite nominación por segundo año consecutivo en esta categoría tras ser candidata en la pasada edición por la ninguneada Lope. En esta ocasión, su trabajo está circunscrito dentro de una ambiciosa producción española que ha salido bastante mal parada en estos premios. Así que ésta es una de las mayores bazas de intruders en los Goya de este año. El difícil papel de Pilar López de Ayala, como madre de un hijo con terrores infantiles es de una corrección notoria como siempre cabe esperar de una actriz como ésta, pero además supone un registro que acusa mayor tensión, contención y credibilidad para dar cuerpo a un personaje clave de esta historia que sufre cambios físicos y de carácter. Es complicado que una película tan poco presente en estos premios se haga con un premio como éste, más aún teniendo otras contendientes favoritas al premio y teniendo ya un Goya por Juana la Loca, pero nunca está de más premiar a una de nuestras mejores actrices. Dejemos que sean los académicos los que decidan.

Ana Wagener por 'La voz dormida'

Ana Wagener por La voz dormida

Rubén Miguélez
Ana Wagener en La voz dormida da vida a Mercedes, una funcionaria de prisiones que trabaja en la madrileña cárcel de mujeres de las Ventas. Wagener interpreta con mucha solvencia a esta mujer que se aleja bastante del carácter déspota y despiadado del que hacen gala el resto de funcionarias, así como las monjas que trabajan en la cárcel. En un largometraje dominado emocionalmente por sus dos protagonistas, Wagener consigue sacar provecho a sus escasas apariciones dotando a su personaje de la credibilidad suficiente para hacer llegar al espectador los sentimientos de una mujer que es capaz de ver más allá de ideales políticos y sentir piedad y compasión por las condiciones en las que se encuentran las presas. En ella podemos apreciar en todo momento una amalgama de sensaciones entre las que destacan la ternura y la impotencia, dotándola de un rostro propio de alguien que no pertenece a un lugar tan deshumanizado. Este contraste provoca que Mercedes destaque entre el resto de personajes secundarios y le ha valido a Ana Wagener esta nominación, la tercera de su carrera en los Goya y que sería (en caso de alzarse con el premio) su primera victoria.

{youtubejw width=”600″ height=”369″ img=”goyatlon/2011/actrizreparto4.jpg”}-_4617rDw80{/youtubejw}

Goya Toledo por Maktub

Fernando de Luis-Orueta
“Goya está de Goya”. Paco Arango, director de Maktub, se hartó de repetir esta frase allá a donde iba durante la promoción de la película. Y parece que, a fuerza de repetir, el mensaje ha calado. ¿Pero lo está realmente? Alguna razón tiene: sobre el papel, el personaje de Mari Luz era complejo de defender. Por un lado, es una madre entregada a su hijo adolescente, enfermo terminal de cáncer al tiempo que culebrilla con ganas de vivir. Por otro, es una camarera de un bar de copas con rasgos de psicóloga. Y para rematar la faena es la guardiana de una secreta infidelidad matrimonial de la mujer del protagonista. Pues gracias al buen hacer de esta canaria, ese jaleo se armoniza en un personaje sensible, humano y creíble. Era muy difícil que ganara el Goya por Mararía en 1999, pero esta vez no lo tiene tan complicado.
Ganará: Ana Wagener por La voz dormida

Debería ganar: Ana Wagener por La voz dormida