Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Esta noche se celebra en el Royal Albert Hall de Londres la gala de entrega de los 79º Premios de la Academia Británica de cine, presentada por el actor, escritor y activista Stephen Fry por 12ª vez. El actor inglés repite a pesar de la criticada broma de mal gusto sobre Jenny Beavan, nominada al Bafta al mejor vestuario por Mad Max: Furia en la carretera, que según Fry había acudido a la gala vestida “como una vagabunda”.

La ciudad de las estrellas (La La Land) es la película más nominada, con 11 nominaciones, seguida de Animales nocturnos y La llegada, cada una de ellas con nueve. Por detrás van Manchester frente al mar y Yo, Daniel Blake, con seis.

En las categorías de interpretación, Amy Adams por La llegada y Emily Blunt por La chica del tren acompañan a Meryl Streep, Natalie Portman y Emma Stone en las nominadas a mejor actriz, y los nominados al mejor actor son Andrew Garfield, Viggo Mortensen, Jake Gyllenhaal, Ryan Gosling y Casey Affleck. Y hay doble  representación española. Entre los nominados al premio EE Rising Star, Laia Costa competirá con su aclamada Victoria con otras figuras emergentes como Ruth Negga (Loving), Tom Holland  (Capitán América: Guerra Civil), Lucas Hedges (Manchester frente al mar) y Anya Taylor-Joy (Múltiple). Y Julieta, de Pedro Almodóvar, está en el quinteto de nominadas a mejor película extranjera, con Toni Erdmann, Deephan, Mustang e Hijo de Saúl. Es la sexta vez que Almodóvar compite por este Bafta, un premio que ha conseguido en tres ocasiones anteriores, con Todo sobre mi madre, Hable con ella y La piel que habito.

La ceremonia será retransmitida por la BBC con dos horas de retardo, un margen que permitirá a la cadena británica recortarla en longitud. Ante la sospecha de que se dejen fuera del programa final las partes más polémicas o los discursos antiTrump, según las declaraciones de un portavoz a The Guardian, “aunque no es una gala política, los actores y actrices tienen derecho a expresar su opinión y nosotros tenemos la obligación de reflejarlas”. A pesar de ello, en anteriores ocasiones sí se han producido recortes en los discursos más políticos, como en los casos de Joshua Oppenheimer, que criticó las políticas de EEUU y Reino Unido respecto de Indonesia cuando recogió el premio por The Act of Killing en 2014, y Adam Curtis, que cuestionó las informaciones sobre Al-Qaeda en la BBC, cuando le entregaron el Bafta al mejor documental por The Power of Nightmares.

Se prevé que la alfombra roja dé comienzo a las seis de la tarde, y que la ceremonia empiece a las nueve. Se podrá ver en el canal TCM a partir de las diez de la noche.

>Lista completa de los 70º Premios Bafta