Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

El gran fenómeno cinematográfico de la pasada temporada llega a España en una edición coleccionista de lujo. La Ciudad de las Estrellas – La La Land, el musical de Damien Chazelle ganador de seis Oscar llega en alta definición en una edición exclusiva para España de dos discos con todo el material adicional disponible de la película a nivel mundial. Todo un regalo para los muchos fanáticos del musical protagonizado por Ryan Gosling y Emma Stone.

La película se presenta en formato 2.55:1 con pistas de audio en calidad DTS-HD Master Audio 5.1 tanto en su idioma original en inglés, como en castellano. Además, incluye pistas de subtítulos para la película en castellano e inglés.

El extensísimo contenido adicional comienza en el propio disco de la película (material que comparte, obviamente, con la edición básica de la película) con un apartado de Featurettes en el que encontramos, en primer lugar, Another day of sun: cómo se rodó la secuencia de la autopista, un making of centrado exclusivamente en la escena que abre la película, rodada en una de las características rampas de acceso de las autopistas de Los Ángeles. El equipo habla de la experiencia y el reto que supuso rodar una escena tan compleja en una localización real, ya no solo a nivel técnico, logístico o artístico, si no también en aspectos de meteorología, con temperaturas de más de treinta y ocho grados y jornadas de trabajo de más de diez horas . Estos testimonios se alternan con imágenes detrás de las cámaras durante los once minutos de duración de la pieza en los que descubrimos que los primeros ensayos de la escena se hicieron replicando la estructura de vehículos en un parking público.

La siguiente pieza lleva por título La ciudad de las estrellas. La La Land, una carta de amor a Los Ángeles, aborda el concepto de la película en torno a Los Ángeles, la ciudad donde los sueños se hacen realidad y donde transcurren muchos de los filmes en los que Damien Chazelle se inspiró para la película. Un repaso por parte del reparto y el equipo a las localizaciones reales en las que se rodaron, lo que les sugieren y esa idea de Los Ángeles como ciudad de soñadores y cine, un lugar con multitud de estímulos, positivismo e idealismo, sin renunciar a la consecuente idea de los sueños rotos y las dificultades para vivir en una ciudad tan grande. Sin duda alguna, y tal y como reconocen algunos de los miembros del reparto, un retrato fiel de la ciudad tanto de las partes que tanto fascinan, como de los aspectos que todos odian. Una verdadera carta de amor.

La tercera pieza que encontramos es La música de La ciudad de las estrellas. La La Land un completo repaso a uno de los personajes más relevantes de la película: la música. En palabras de Justin Hurwitz, compositor y Damien Chazelle, guionista y director, pero también de los letristas y supervisores musicales hablan de las inspiraciones de esta composición, la voluntad de recuperar formas de componer clásicas, con melodías diferentes para cada personaje, situación y la combinación de éstas. Asimismo, hablan del complejo proceso de escritura de las letras, pues el proyecto, al estar en desarrollo desde hace tanto tiempo, ya tenía la música en estado muy avanzado y necesitaron encontrar letristas que se amoldaran a esta condición. Por último, y en un sentido mucho más romántico, es emocionante escuchar a Hurwitz y Chazelle ilusionados por grabar la banda sonora con orquesta completa, como antaño, en el mismo lugar en el que lo hicieron grandes musicales clásicos, en los que se inspiraron para componer La La Land.

A continuación encontramos Epílogo: el romance de ensueño, una pieza casi pareja a la que abría esta sección, pero centrada en el remate final de la cinta. De nuevo, todo el equipo habla de la experiencia rodando la pieza, su complejidad, la forma de sacar adelante una escena tan laboriosa y lo que supone esta escena dentro de la narración de la película, su significado, el por qué es así, y qué supone para una historia como ésta.

La siguiente pieza se llama Pósters y es un compendio, en un vídeo de menos de un minuto, de todos los diseños que han sido publicados en torno al material promocional de la cinta. Desde los primeros diseños más clásicos y artísticos hasta los diseños más tardíos en los que encontramos toda la superficie repleta de buenas críticas y nominaciones a la carrera de premios.

Selección de canciones es una opción del menú que nos da acceso, de forma directa, a las secuencias musicales de la película, sin necesidad de visionar la película en su totalidad. Además, también se incluye un vídeo de algo más de un minuto con los títulos de crédito de las personas responsable de todo el contenido extra de la película.

Por último, en el disco dedicado a la película encontramos el audiocomentario de la película a cargo del director y guionista Damien Chazelle y el compositor Justin Hurwitz, una charla entre los dos en la que hablan sobre su experiencia haciendo la película. Desde el comienzo, en la elección de casting, coreografías, localizaciones, influencias, música y multitud de aspectos técnicos de la película, un no parar de datos, anécdotas y curiosidades de rodaje combinados con material más técnico como la temática, las intenciones o los tonos de la narración que harán las delicias de todos los fans repasando, punto por punto, número a número, escena a escena, cómo fue la elaboración de este clásico moderno.

La edición especial para coleccionistas incluye, además, otro disco Blu-Ray adicional dedicado exclusivamente a contenido extra. Como en el primer disco, encontramos un apartado con featurettes de la película: La gran fiesta de La ciudad de las estrellas. La La Land es la primera pieza de cinco minutos que, como las anteriores, está centrada en la logística de rodaje de la escena de la fiesta nocturna con música y baile, con cámara subacuática y multitud de movimientos de cámara. Un reto, como otras escenas, que el equipo supo solventar con éxito.

La siguiente pieza es Ryan Gosling, estudiante de piano, un vídeo de cinco minutos que recoge el proceso y el testimonio del actor protagonista Ryan Gosling que se preparó concienzudamente durante varios meses el papel de Sebastian hasta el punto de aprender a tocar el piano, para poder ser él el que lo tocaba en todas las escenas de la película. También oimos palabras de su profesor de piano, así como de su compañero de reparto John Legend.

Otra pieza, de aproximadamente diez minutos de duración, es Antes de Whiplash: Damien Chazelle y su proyecto soñado, una emotiva pieza en la que todo el reparto y equipo habla sobre la pasión de Chazelle para con este proyecto, que surgió previamente a su debut en el largometraje. Todos coinciden en reconocer que la película es exactamente como Damien la concibió en su cabeza, y que los temas que se destilan de la historia eran los que pretendía transmitir al espectador.

La siguiente pieza es El debut en el cine de John Legend, una pequeña pieza con testimonio del músico y actor, así como del reparto y director hablando de su personaje, su relevancia en la historia y su intervención de la película, tanto como actor como como músico combinado con escenas detrás de las cámaras. Diseñando La ciudad de las estrellas. La La Land es el título de otro de los featurettes en el que, en este caso, se centra en cómo la música, el color y los escenarios y localizaciones conforman ese aspecto único de la película. Igualmente, se combina con imágenes detrás de las cámaras de los sets y el rodaje en localizaciones icónicas de la película.

La última pieza lleva por título Ryan y Emma: a la tercera va la vencida, centrada en los dos actores protagonistas, su complicidad y su química en pantalla, debida, según ellos mismos y sus compañeros de reparto, a que ya han trabajado juntos en otras ocasiones. Un buen compendio de halagos mutuos combinados con halagos de terceros junto a imágenes de complicidad de los actores en el set.

A continuación encontramos dos curiosos documentos, dos demos interpretadas por Damien Chazelle y Justin Hurwitz de A Lovely Night y City of Stars. Dos versiones muy primigenias de las canciones en las que, incluso, varía la letra. Dos curiosisimas muestras de lo que es el proceso creativo y como evoluciona el arte hasta lograr su mejor versión.

Por último, para culminar el disco de contenidos extras, encontramos dos sesiones de Q&A, una exclusivamente con Damien Chazelle; y otra con Chazelle, Emma Stone, justin Hurwitz y el productor Fred Berger. De media hora de duración cada uno de ellos, repiten algún ítem de información, pero en definitiva suponen una forma de conocer aún más información sobre la película a partir de las preguntas de dos públicos diferentes que acaban de ver la película.

Por si todo esto fuera poco, la edición, además, viene presentada en una caja amaray doble con los dos discos, con portada impresa también en el interior y cubierta con una funda de cartón con un diseño muy elegante. Sin duda, un tesoro muy preciado para los fans de este clásico moderno.