Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.

Parece difícil imaginar a otro director que no sea Alberto Rodríguez subir a recoger este Goya. Y, sin embargo, los otros tres nominados son tres realizadores de extraordinario talento. Miembros todos de nuevas generaciones de cineastas -este año ninguno de los candidatos es un veterano-, estos cuatro nombres suponen un verdadero triunfo del cine contemporáneo, con estilos e influencias absolutamente distintos entre sí pero de valía indiscutible.

gy2015director3

Daniel Monzón por El niño

Quinta película de Daniel Monzón como director y tercera nominación en la categoría (suma otras dos, incluida la de esta año, como guionista). No está mal la estadística de este excrítico de cine reconvertido en director que debutó en 1999 con El corazón del guerrero y que ya entonces consiguió la nominación como mejor director novel. Monzón es de esos cineastas que dirige sus propias historias, lo que hace que las funciones de guionista y director se unan en una misma persona dando una mayor unidad al conjunto. En El niño vuelve a dejar patente su talento para ponerse a los mandos de películas en las que la acción y la tensión están muy presentes. Con Celda 211 se puso a sí mismo el listón muy alto y ha tardado cinco años en dirigir de nuevo. Esta vez con una historia más ambiciosa y con más medios. En este ambiente, en el de superproducción a la española, ha demostrado que sabe moverse. Su mano se nota en cómo dirigir a pesos pesados de la talla de Luis Tosar, Sergi López y Eduard Fernández. Actores que, por otra parte, se dirigen solos. Las persecuciones vistas en El niño nada tienen que envidiar a cualquier thriller o película de acción hollywoodiense. Una lástima para él competir con Alberto Rodríguez por La isla mínima. M.J. Arias

gy2015director2

Carlos Vermut por Magical Girl

Unánimemente alabada por la crítica, aunque no bendecida de igual forma por el público, la obra de Carlos Vermut (como ya sucediera con su ópera prima) está destinada a convertirse en un clásico de culto del cine español contemporáneo. Con solo dos películas el director ya se ha consolidado como uno de los talentos con mayor imaginación y mano firme para las historias más complicadas y originales. Su cine no es accesible e incluso expulsará algunos espectadores, pero es innegable la capacidad de sorprender del realizador. Magical Girl destaca por su valiente puesta en escena, utilizando la elipsisis de manera inteligente y creando constantemente planos que están milimétricamente pensados para perturbar y remover al espectador. El gran acierto de Carlos Vermut está en esa economía de recursos, en insinuar más que enseñar y en envolver cada plano de un aura de misterio y congoja. Además, es indudable que la dirección de actores ha resultado fundamental en una película extrema que, pudiendo ser ridícula, ha acabado siendo toda una lección de buen hacer y poderío. Este no será su año en los Goya, aunque si Alberto Rodriguez no ganara Carlos Vermut sería la opción más probable e igual de merecida,  pero ¿alguien duda de que le volveremos a ver en estas lides? Luis Fernández

gy2015director1

Alberto Rodríguez por La isla mínima

Es uno de los mejores directores del cine español actual, en sus últimas dos películas ha acercado, y renovado, el thriller como pocas veces se ha visto en nuestro país. A pesar de todas estas virtudes, y a estar 5 veces nominado entre candidaturas de guión y dirección, el director sevillano Alberto Rodríguez no ha logrado en toda su carrera alzarse con el Goya. Este año ha conseguido dos nominaciones, Mejor guión y Mejor dirección, con La isla mínima y todas las quinielas lo colocan como favorito al premio. Rodríguez ha sabido captar la esencial fundamental del thriller y trasladarlo a los paisajes de nuestro país a través de un trabajo de dirección que eleva cada apartado técnico a un nivel superior y, por consiguiente, hace que La isla mínima se quede en nuestra memoria como una de las películas más impactantes de los últimos años. Estos Goya parece que serán los que sitúen a la última película de Rodríguez en la categoría de las mejores películas españolas de los últimos años, y también los que situarán al director sevillano como uno de los más grandes realizadores de nuestro país. Un reconocimiento que se ha ganado a pulso. Roberto Bra

gy2015director4

Damián Szifrón por Relatos salvajes

En los títulos de crédito de Relatos salvajes aparecen animales -salvajes- para representar a cada miembro del equipo, el de Damián Szifrón es un zorro. Bueno, pues no es casualidad. El director que opta a su primer Goya por una de las comedias negras más divertidas y salvajes de los últimos años tiene dos características propias del mamífero: la audacia y un refinado gusto por la carne fresca. El argentino ha conseguido unir seis historias distintas, tres cuentitos que aparentemente no tienen nada que ver pero en cuyo clímax congregan una misma cosa, el hartazgo y la explosión de una sociedad que ha dejado de poner la otra mejilla. Demasiadas hostias seguidas. Encima este realizador apadrinado por Pedro Almodóvar ha teñido cada uno de los capítulos que componen el filme de un género distinto, desde el thriller hasta el western pasando siempre de puntillas por la comedia costumbrista. Digamos que Szifrón se ha dado un festín cinematográfico y nos ha invitado a compartirlo con el. . Pedro Moral

Ganará: Alberto Rodríguez por La isla mínima
Debería ganar: Alberto Rodríguez por La isla mínima
Molaría que ganara: Carlos Vermut por Magical Girl