EMMYS 2013: Análisis previo (drama)

Todas las series nominadas como mejor drama en los Emmy del año pasado podrían repetir candidatura: la segunda temporada de Homeland, la tercera de Boardwalk Empire y la quinta de Breaking Bad se vieron el año pasado ya y puede que hayan caído algo en el olvido de los votantes (aunque los DVDs de las cadenas les refrescarán la memoria) y la tercera de Juego de tronos y la sexta de Mad Men son las más recientes. La tercera de Downton Abbey tuvo una fecha de emisión distinta en Estados Unidos y en Reino Unido.

Las únicas dos series que pueden plantar cara seriamente a este sexteto son la nueva apuesta de la HBO, The Newsroom, y su segunda temporada, a punto de empezar podría inclinar la balanza de los académicos si resulta algo excepcional, y el irregular experimento de Netflix House of Cards que, aunque la recepción no ha sido espectacular, cuenta con los nombres de Spacey y Fincher para lograr nominación en la categoría grande. Pero, ¿la habrán visto los votantes y respaldarán los Emmy este nuevo sistema de ver series impulsada por el videoclub online? De este tema también hablaremos mañana en comedia.

Otra serie que, por ser emitida en la BBC America, con lo que la habrán visto cuatro gatos, desgraciadamente puede pasar desapercibida es Orphan Black. Su premisa fantástica tampoco le va ayudar pero definitivamente es una de las series más innovadoras y mejor hechas del año. También han obtenido buenas críticas los thrillers The AmericansRectify, que arrastran ideas y temas de Homeland. Y, por supuesto, The Good Wife debería retornar a la categoría mayor.

ORPHAN BLACK EPISODE 101/102Afortunadamente Orphan Black no ha sido ignorada por los críticos, que le dieron esta semana el premio a la mejor actriz en drama a la increíble Tatiana Maslany por ese auténtico tour de force interpretativo. Realmente es la verdadera revelación del año. Ojalá ocupe la plaza que deja vacante (por fin) Kathy Bates por Harry’s Law. Del resto pueden repetir todas: Danes, Dockery, Moss, Close y Margulies. Tampoco hay que descartar posibles sorpresas como Connie Britton por Nashville o Vera Farmiga por Bates Motel. Robin Wright por House of Cards o Keri Felicity Russell por The Americans son opciones más lejanas.

La nominación que sería imposible que se le escapase a House of Cards es la de Kevin Spacey. Aunque los seis candidatos del año pasado pueden repetir,  Hall, Bonneville o incluso Buscemi podrían dejar paso a Spacey o Jeff Daniels (The Newsroom). Puede hasta que Timothy Olyphant recupere su plaza por Justified. El trío que parece asegurado es el de Hamm, Cranston y Lewis. Como opciones lejanas tenemos las de Aden Young (Rectify), William H. Macy (Shameless) o Kelsey Grammer por la ya cancelada Boss. ¿Y alguien ha visto la serie de History Channel Vikings para saber si Gabriel Byrne puede aspirar a un puesto en el sexteto?

Donde llega ya el caos total es en las categorías de secundarios con tantas buenas interpretaciones este año, sumado al hecho de que algunas series, como Juego de tronos, presentan a todos sus actores en los apartados de reparto. Y en la categoría masculina aún hay hueco para la rotación, pero la de ellas está verdaderamente sobrecargada. Gunn y Hendricks deben repetir y ganar ya de una vez. Quizá de las chicas de The Good Wife me quedo este año con Baranski más que con Panjabi y seguramente la presencia de Downton Abbey, pasado ya el efecto revelación de la pasada edición, se reduzca sólo a (y esperemos que no gane ya) Maggie Smith.

Una sorpresa ha sido ver el nombre de Emily Mortimer como candidata a secundaria cuando es la clara protagonista de The Newsroom. Pero, vamos, lo mismo le lleva pasando tres años a Kelly MacDonald (Boardwalk Empire). Y de The Newsroom tampoco hay que perder de vista a Olivia Munn. Morena Baccarin sigue impresionante en Homeland y sería muy merecido si se colase. ¿Lo logrará alguna de las actrices de Juego de tronos? Emilia Clarke y Lena Headey han estado geniales pero la que se ha llevado la temporada es Michelle Fairley. Jessica Paré (Mad Men) y Madeleine Stowe (Revenge) se han bajado de sus caballos y han decidido competir como actrices de reparto tras intentarlo el año pasado como principales.

De entre los secundarios podemos asegurar a Dinklage y a Paul. Coyle no se ha presentado este año pero Carter sí, aunque quizá los Emmy apuesten este año por Dan Stevens como representante de Downton Abbey en esta categoría. Ante la ausencia de Harris y Esposito es casi seguro que entre Mandy Patinkin por Homeland y muy probable que lo haga Sam Waterston por The Newsroom. Los chicos de The Good Wife (Charles, Noth, Cumming), aunque fueron ignorados el año pasado, podrían reaparecer esta edición. No descartaría ni a Matt Czuchry, ya que su Cary Agos ha adquirido aún más importancia este año.

Jonathan-Banks-in-BREAKING-BAD-Episode-5.07-Say-My-Name-4Sería maravilloso que el hueco de Esposito lo ocupara su compañero de Breaking Bad Jonathan Banks. Y que el año que viene se acordasen de Dean Norris. Bobby Cannavale es muy querido por los Emmy y su aparición este año en Boardwalk Empire ha dado bastante conversación, así que no hay que descartarle. ¿Se atreverán a nominar a Mads Mikkelsen por Hannibal? Otro que podría regresar es John Slattery por Mad Men. Y si por mi fuera recompensaría de alguna forma el trabajazo de Coster-Waldau en Juego de tronos. Corey Stoll por House of Cards también suena con fuerza.

En la categoría de actor invitado reinan dos series: Justified The Good Wife. Jeremy Davies ya no puede repetir premio por la primera pero pueden conseguir nominación sus compañeros Mike O’Malley, Jim Beaver o Patton Oswalt. De la serie creada por el matrimionio King pueden repetir candidatura Michael J. Fox o Dylan Baker y no hay que perder de vista a Nathan Lane o incluso Matthew Perry. Otros nombres fuertes son los de Ray Romano y, de nuevo, Jason Ritter por Parenthood o Jimmy Smits por Sons of Anarchy.

De entre las actrices invitadas hay que destacar a Martha Plimpton (ganadora del año pasado), Carrie Preston y Stockard Channing por The Good WifeLey y orden: UVE siempre cuenta con actuaciones importantes y este año pueden entrar actrices del calibre de la ganadora del Oscar Marcia Gay Harden o Hope Davis. Joan Cusack (Shameless) y Julia Ormond (Mad Men) podrían repetir este año pero es más probable que entren Shirley MacLaine (Downton Abbey), Diana Rigg (Juego de tronos) y, sobre todo, Jane Fonda por The Newsroom, que parece partir como favorita.

En el apartado de dirección encontramos nombres conocidos como Thomas Schlamme por el piloto de The Americans, Rian Johnson (Looper) por un episodio de Breaking Bad, John Dahl y Steve Shill por Dexter o David Nutter por el increíble “Las lluvias de Castamere” de Juego de tronos. Pero el rival principal sin duda va a ser David Fincher por el piloto de House of Cards, que también cuenta con episodios dirigidos por Joel Schumacher y Charles McDougall. Greg Mottola (Supersalidos) se encargó del piloto de The Newsroom. Hamm, Slattery y Weiner pueden optar también como directores por Mad Men.

Las nominaciones de este año se harán públicas el 18 de julio.